30/9/16

ORGI BASOA: EL BOSQUE ADAPTADO



Si no lo ves podrás escucharlo, si no lo oyes podrás palparlo…, siempre a tu ritmo, sentado  o caminando. Hoy nos dejamos abrazar por el robledal de Orgi, el bosque adaptado.


Situado en la villa navarra de Ultzama y muy próximo al Parque Micológico de esta localidad encontramos un bosque muy singular, es el bosque de Orgi. Cuenta con una extensión de 77 hectáreas, imaginaros 77 campos de fútbol.. Este gran robledal está integrado en un paisaje típico de la Navarra húmeda, donde un gran manto vegetal lo cubre todo y la humedad envuelve el ambiente, por lo que ya adelantamos que  el color predominante de nuestras fotos será el verde.  


Tiene una antigüedad de unos 4000 años, aunque su proyecto de conservación nació hace ahora 20. Y...¿ Qué nos ha traido hasta él? La respuesta es sencilla: es un lugar de carácter integrador donde las personas con distintos niveles de capacidad y movilidad podrán disfrutar de un paseo por el bosque y, simplemente el hecho de poner en contacto la naturaleza y el ser humano, con la condición que sea, nos parece de los más remarcable. Esto nos mueve y nos toca en el corazón. ¡Por fin un bosque al alcance de todos! 


El parque tiene una zona de aparcamiento en el que los fines de semana hay que pagar 2€, podremos adquirir el folleto explicativo del lugar y además, si teneis intención de quedaros a dormir en autocaravana o camper se puede hacer sin problemas.


La zona del bosque por la que vamos a realizar el paseo se llama Tomaszelaieta y agrupa los tres paseos naturalísticos que seguiremos: el laberinto, el camino y la senda.

En un primer momento justo antes de comenzar el recorrido encontramos una zona de barbacoas, fuente y bancos donde se puede pasar el día, e inmediatamente después, nos internamos en el recorrido del bosque de 2’4 km.

Zona de recreo y barbacoas.

El primer tramo consta de un Laberinto Natural de unos 300m acordonado en todo el tramo que nos conduce en zig-zag a través de un auténtico laberinto vegetal en el que el musgo todo lo quiere devorar. 


Además, durante este breve recorrido podremos encontrar paneles explicativos sobre la fauna y la flora autóctonas con la interpretación en altorrelieve y Brayle.




El Camino, de unos 1400m, comienza justo al salir del laberinto con el encuentro a nuestro paso del “árbol caído”; un ejemplar de roble gigante que fue derribado por el viento y ahora forma parte del paisaje y da lecho a otras plantas y animales.


El Camino nos conduce entre diferentes paisajes del robledal: robles antiguos de más de 250 años se suceden entre otros más jóvenes y robles rojos(americanos), junto con amplias zonas de brezo. 

El gran roble.


Es un maravilla, es el momento de relajar el paso y… dejarse abrazar por un roble.



Los últimos 700m de nuestro paseo adaptado, La Senda, es algo más estrecha y salvaje y nos conduce por varias zonas húmedas;incluye una charca salina, como herencia del mar que ocupó esta tierra hace unos 200 millones de años, un robledal encharcado y  un herbazal de gran altura.Tanto que los helechos superaban mis 170cm.


Mirador con dos alturas para observar la fauna de esta zona húmeda.




Tras la visita nos ha entrado un poco de hambre y no, esta vez tampoco vamos a dejar la gastronomía de lado. En la carretera que atraviesa Lizaso se encuentra Orgi jatetxea,
sin duda el lugar ideal para probar las delicias de esta zona.

Un paseo adaptado y un capricho para el paladar ¡Cómo perderse algo así! ¿No os parece?  
 
INFORMACIÓN DE VIAJE:

http://www.bosque-orgi.com/index.php

http://www.orgirestaurante.com/eu/
Publicar un comentario