11/3/15

MUSHING EN ANDORRA



El mushing es un deporte en auge. El respeto hacia los animales y la puesta en valor de la naturaleza principalmente, combinado con el deporte, hacen del mushing uno de los deportes más completos y espectaculares.¿Quieres conocerlo?


Amanecimos temprano con la ilusión de llevar a nuestro txiki a realizar Mushing-previamente concertado y pagado- con la empresa Rocroi. http://www.rocroi.com/es/Es una empresa que gestiona diversas actividades y deportes de aventura y la elegimos, entre otras muchas que ofertan la misma actividad, por las opiniones leídas en Internet y por el aspecto de seriedad que ofrecía su web.

Pero…¿Qué es el mushing? En sus orígenes fue un medio de transporte basado en un trineo de nieve tirado por perros, pero desde principios del siglo XX también un deporte de invierno. Aun así,  nos gusta pensar que el mushing es algo más, es la unión del amor por la naturaleza, los espacios abiertos y los animales.
“Mushing”,  la palabra que da nombre a esta actividad, tiene como origen la palabra francófona “marche”, la cual era utilizada por los conductores de trineo franceses para dar ánimos a sus perros. Posteriormente,  fue transformada y adaptada por los ingleses y de ella se deriva la palabra “musher”, utilizada para nombrar a los conductores de estos trineos.
 A la hora reservada nos presentamos en el puesto de Rocroi en el sector Grau Roig. Tras validar nuestros tickets nos encontramos con el musher y los perros que nos llevarán. Al grito de "Okey" se puso en marcha la manada.


Cuando hablamos de perros de nieve todo el mundo piensa en la raza Huski, pero para tirar del trineo, según nos explicó el musher, pueden utilizarse diversas razas, entre ellas el Huski siberiano, Alaska Malamute o perros esquimales de Alaska; pero sorprendentemente,  exísten otras razas como el Eurohund-una de las que tiraba de nuestro trineo- que es el resultado del cruce entre Huski y Pointer (perro de caza). Dejando a un lado las razas, hay que decir que los perros de trineo deben ser grandes, fuertes y de largas patas para poder realizar esta actividad.


Durante el trayecto,  el musher nos explicó el orden en el que se colocan los perros atados al trineo. Así, los cuatro perros más fuertes son los situados justos delante del trineo, es decir, los últimos y más próximos a nosotros; los cuatro primeros, sin embargo, son los perros guía; guían al resto bajo las señales, voces y órdenes del musher.


Fue una experiencia familiar muy gratificante, única y muy completa, pues te da la oportunidad de disfrutar de la montaña y la nieve realizando una actividad diferente a todo lo conocido, valorando así lo que la naturaleza nos ofrece; la paz, la tranquilidad y los bellos paisajes. Tiene además el valor añadido de estar al alcance de todos, puesto que incluso las personas de movilidad reducida pueden disfrutar del paseo. Solo le podemos poner una objeción, que no es barato, pero un día, es un día.


Al terminar, nos acercamos a los perros a saludarles y agradecerles el hermoso paseo del que nos hicieron disfrutar.



Información de viaje:




Publicar un comentario